LOS DRAGOS

DEL VOLCÁN

PROYECTO DE AYUDA A LOS NIÑOS DE LA PALMA

Con la colaboración de…

Qué es

Los Dragos del Volcán es un proyecto de apoyo emocional a los niños y niñas de las zonas afectadas por el volcán de La Palma de manera particular, pero se hace extensivo al alumnado de toda La Palma y también del resto de las islas.

A través de un cuento, desarrollado de forma expresa para este proyecto por profesionales expertos en este tipo de intervención, el proyecto ofrece a los niños y niñas un cauce para explorar, comprender, expresar y enfrentar sus sentimientos en cuanto a la situación que la destrucción generada por el volcán les está obligando a vivir.

Por qué

En situaciones en las que los adultos son también víctimas de una situación dramática, los menores pueden tener dificultad para canalizar o expresar adecuadamente sus emociones. Los niños y niñas pueden requerir de una repetición o una atención muy intensa que es difícil de ofrecer en el entorno familiar, cuando el adulto está sufriendo la misma situación, afrontando graves problemas que dificultan ser un apoyo incondicional, constante y neutral.

Por ello, el colegio se convierte en el lugar más adecuado para articular esta ayuda ya que es para el niño el lugar de referencia en el que los iguales aportan las claves para “ser” y “sentir” y el docente, la figura que canaliza todo ese flujo. Es un espacio seguro en el que desarrollar cualquier acción.

En televisión y radio

En prensa

Una ventana a las emociones

El cuento, como sistema de trasmisión de valores, conocimientos y emociones es la mejor herramienta de trabajo con niños y niñas porque ofrece innumerables posibilidades:

  • Permite el abordaje grupal del tema de forma natural
  • Se ofrece para la lectura e individualización repetida e íntima
  • Se configura como excusa para las preguntas y dudas
  • Fomenta la comprensión entre iguales
  • Pone nombre a las emociones
  • Da cauce a la expresión y a la apertura
  • Permite el acercamiento del adulto al estado emocional del niño/a
  • Permite el acercamiento del niño/a al mundo emocional del adulto
  • Etc.

Se trata, en resumen, de crear con el cuento una serie de actividades que creen un clima adecuado para arropar las emociones de cada niño o niña, un cauce sencillo de expresión y una dinámica que propicie algún camino de esperanza y renacimiento dentro de la desolación que el proceso lleva. Es un duelo que los niños y niñas tienen que vivir y procesar y los centros educativos pueden ser un buen eje para orquestar este apoyo.

Cómo se materializa

El proyecto gira en torno a un cuento terapéutico que, a través de la visión de un niño, expresa las emociones y sentimientos que el volcán y su destrucción han provocado en las personas que lo están viviendo. Finaliza con una actividad simbólica que pretende materializar en los menores la esperanza.

Este proyecto constituye una iniciativa en la que el cuento es un álbum ilustrado creado para ser sencillo de leer y comprender por todas las edades de la primera etapa educativa. A los colegios se les proporcionará, además, una guía didáctica de recursos educativos para llevar adelante el proyecto en el aula.  

Esta metáfora se concreta en una actividad que la Fundación propone a los docentes de las zonas afectadas. Después de la lectura del cuento, en cada clase se plantaría una semilla de drago, el árbol que simboliza la vida en el cuento y con el que comienza y termina el relato. Las semillas se entregarán a los colegios para facilitar que este momento pueda ser llevado a cabo en grupo, dirigidos por el docente. Un drago que al nacer y cuya presencia en el aula se convertirá en un símbolo de la vida que recomienza.

Objetivos

Ir arriba